Saltar al contenido

Acupuntura Craneal

acupuntura craneal

La acupuntura craneal es una técnica contemporánea que combina las técnicas de punción de la Medicina Tradicional China con el conocimiento médico moderno en neurociencia.

La craneoacupuntura surge por tanto de la combinación de la Medicina Tradicional China junto con la Medicina Occidental y en muy poco tiempo, esta la técnica de punción se ha convertido en un eficaz tratamiento de trastornos agudos o crónicos del sistema nervioso central.

Esta técnica generalmente trae mejoras inmediatas, a veces toma solo unos minutos, y se ha demostrado su eficacia en el tratamiento de trastornos neurológicos y del dolor para:

  • El dolor y la disfunción del sistema musculo esquelético Dolores agudos o crónicos
  • Neuralgias
  • Trastornos neurológicos
  • Espasticidad
  • Trastornos funcionales
  • Secuelas de ACV
  • Parálisis facial
  • Complicaciones postoperatorias (dolor, falta de movilidad)
  • Lesiones del recién nacido
  • Trastornos infantiles del desarrollo

La acupuntura craneal fue desarrollada por el neurocirujano Dr. Jiao Shun-Fa, quien combinó el conocimiento moderno de neuroanatomía y neurofisiología con técnicas de acupuntura chinas para desarrollar una nueva y poderosa herramienta. en enfermedades del sistema nervioso central.

Trastornos Emocionales que se pueden tratar con acupuntura craneal

Se ha demostrado que la neuroacupuntura es la técnica de acupuntura más eficaz para el tratamiento de trastornos agudos y crónicos del sistema nervioso central, que incluyen:

Enfermedades que cura la nueva acupuntura craneal YNSA

Ha sido en las últimas décadas cuando se ha tomado al cráneo como un microsistema sobre el que encontrar y mapear zonas de estimulación reflejas para trabajar sobre funciones corporales.

En casos clínicos, la Acupuntura Craneal YNSA se ha utilizado para tratar cientos de diferentes enfermedades de índole sistémico o enfermedades de los órganos. Así como disfunciones que afectan a los sistemas inmunológico, endrocrino, cardiovascular, respiratorio, circulatorio, digestivo, genitourinario, neurológico y musculoesquelético.

En lo referente a disfunciones neurológicas o musculoesqueléticas, YNSA ha demostrado ser de gran ayuda, tanto como tratamiento principal como complementario en desórdenes tales como dolores de cabeza, neuritis, neuropatías, migraña, neuralgia del trigémino, enfermedad de Meniére, acúfenos, parálisis de Bell, neuralgia intercostal, capsulitis, codo de tenista, ciática, lumbago, artritis reumatoide y radiculopatías. Así como, en casos de pérdida sensorial.

En la craneopuntura de Yamamoto se describen siete microsistemas o zonas, de los cuales cinco son terapéuticos (tratan afecciones y enfermedades) y dos de diagnostico.
De los cinco sistemas que sirven para realizar el tratamiento tenemos:
• Puntos básicos que son nueve (A; B; C; D; E; F; G; H; I).
• Puntos sensoriales que son cinco (punto cerebro (2), punto cerebelo (2) y punto ganglio (1)).
• Puntos “Y” o Yamamoto que son doce, los cuales representan a los órganos y viseras.
• Puntos que representan los 12 pares craneales.

La zona o punto de dolor se palpa con la uña del dedo pulgar; la aguja se coloca en diagonal unos milímetros antes del punto elegido y se trabaja sin canuto. La puntura puede hacer sangrar o dejar una pequeña pápula. Se deja unos 15 a 20 minutos la aguja.
PUNTO A
Trata patologías de cualquier tipo de postraumático o postcirugia de cuello; hernia de disco (resuelve automáticamente el dolor y la hernia misma); problemas de cabeza, dolor de cabeza de cualquier tipo (menos dolores producidos por aneurisma y/o tumores); desde la MTCh cefaleas por viento calor, viento frío, humedad; analgésico; cualquier problema a nivel de la cara como odontalgia, neuralgia del trigémino, zumbido en el oído, infecciones de muela, de oído; sordera, laringitis.
Está ubicado a partir de la línea media y de la implantación de los cabellos 1cm hacia la derecha y hacia la izquierda. Esta zona tiene una longitud de 2cm. También esta zona abarca 1cm hacia arriba de la línea de los cabellos y 1cm hacia abajo. Entonces desde A1 a A7: la zona desde A1 a A3 comprende la cabeza; desde A4 a A7 comprende la zona cervical.

Ejemplo: una persona que viene con una lesión en el trapecio trabajamos sobre A3 a A7 (A3; A4; A5; A6; A7), se palpa hasta que se sienta dolor; donde el paciente siente dolor ahí ponemos la aguja (a 45º) y el dolor de la contractura aliviará inmediatamente.
La idea es; si no se resuelve por lo menos en un 30% o 40% la molestia con que el paciente vino, estamos utilizando mal los puntos. El dolor debe aliviar en el momento.
PUNTO B
Este es un solo punto, único. Trata problemas cervicales; problemas de hombro; problemas de trapecio; manguito dotador, hombro congelado, hemiplejías, etc. La acción de este punto abarca desde el trapecio hasta la articulación del hombro inclusive.
Siempre teniendo en cuenta la línea de referencia (línea media y línea de implantación de los cabellos) partiendo de esa inserción el punto B se encuentra a 2cm hacia los lados (se encuentra a 1cm del punto A). Este punto es bilateral.
PUNTO C
Para localizar este punto debemos trazar una línea que pasa por el Yintran en 45º hasta cruzar la línea de inserción de los cabellos. Los puntos están sobre esta diagonal, son un total de 9 puntos (C1; C2; C3; C4; C5; C6; C7; C8; C9). Siendo C1 el punto más craneal, trabaja las patologías del hombro; C5 trabaja las patologías de codo y C9 las patologías de manos/dedos. Trabaja cualquier patología que comprenda miembro superior; epicondilitis, inflamación de túnel carpiano, codo de tenista, dolor de hombro, parálisis, hemiplejías, parestesias, etc.

(“en la zona yang buscamos el punto medio y a partir de allí 45º. Es aproximadamente a 3cm de la línea media”).

PUNTO D
Trata todo lo que involucra miembro inferior, desde la articulación superior de la cadera hasta los pies.
Está el punto D principal y punto D suplementario. El punto D está ubicado en la distancia que hay entre la parte terminal de la ceja hasta el comienzo de la oreja, en la zona media por arriba del arco cigomático (zona Taiyang). Este punto se utiliza en primera instancia, si el paciente no siente mejora en el momento utilizamos los puntos D suplementarios. Estos suplementarios están ubicados al costado de la oreja; 0,5cm del trago en línea vertical (sobre el borde libre de la oreja) y desde lo mas alto de la oreja hacia la nuca, también a 0,5cm (ambas líneas forman un ángulo de 90º bordeando la parte superior de la oreja). Cada línea comprenden 6 puntos; D1 es el punto de reunión (seria el vértice del ángulo), esta relacionado con la articulación de cadera y D6 involucra al pie y al tobillo. Cada línea van desde D1 a D6 y tienen un largo de 3cm aproximadamente.
PUNTO E
Punto especifico para tratar desde la 1ª dorsal hasta la 12ª dorsal. Trata todos los problemas de tórax, espalda y órganos internos que involucra esta zona (corazón, hígado, bazo, estomago y pulmón).
Ubicamos este punto partiendo desde la línea media y el Yintran. De ahí trazamos una diagonal de 15º – 20º hacia los cabellos. Sobre esta línea a partir de 1cm del Yintran encontramos 12 puntos que abarcan 2cm.
Trata todos los problemas de columna; ciatalgia, lumbalgia (la zona lumbar es la zona gatillo). Artrosis de columna, discopatias, herpes a nivel del tórax, asma, bronquitis, gastralgia, angina de pecho, taquicardia (problemas coronarios varios).
PUNTO G
(Punto extra) Se trabaja puntual y específicamente desde la zona Yang. Lo encontramos en la apófisis mastoidea; ésta, tiene una parte saliente (mas posterior), por debajo de esta se encuentra el punto G, el cual comprende 3 puntos G (situados en la parte inferior de la apófisis mastoidea).
Trata con suma eficacia los problemas de rodilla (cara interna, externa y frente), problemas óseos, musculares, ligamentos.
PUNTO F
Se encuentra por arriba de la saliente de la apófisis mastoidea. Es un punto auxiliar en el tratamiento de ciatalgias y lumbalgias.

Ejemplo: una persona con lumbociatalgia. Utilizamos pto E (dorsales), pto D (miembro inferior) y reforzamos con pto F.
PUNTO H
Se encuentra por encima del punto B, a 1cm o 0,5cm.

PUNTO I
Se ubica por encima del punto C, en la misma diagonal a 1,5cm – 2cm.

Tanto el PUNTO H como el PUNTO I sirven como refuerzo en el tratamiento de la lumbalgia.